Asignando Rangos a Tus Oponentes

Autor:
Font Size
A A A

Si has jugado bastante póquer, sin duda alguna te has encontrado en una situación en la que alguien ha apostado todo antes del flop sólo para que su oponente diga "Te coloco entre A-K, así que igualo con mi par pequeño". Muy probablemente, el jugador que haya igualado con el par pequeño no entienda el concepto de colocar los oponentes en un rango de manos.

Por ejemplo, supón que un jugador directo y simple con una pila de $200, en un juego de $1/$2, aumenta la apuesta a $6 desde temprano. Es importante darse cuenta de que este jugador hará este aumento de $6 para un rango de manos, no para una mano específica. Aun cuando tenga una mano específica en este momento, esto no importa ya que no tienes manera de conocer exactamente qué es lo que tiene. 

El hecho de que tu oponente haya aumentado la apuesta te permite comenzar a eliminar inmediatamente manos de entre todas las posibles. Asumiendo que la valoración de que tu oponente sea directo y simple es exacta, es casi seguro que se retirará antes sus peores manos. Muy probablemente también se retiren antes manos marginales, tales como A-7 o Q-9 ya que están en un momento temprano. 

Te darás cuenta de que los jugadores más directos y simples hacen un aumento de la apuesta en un rango similar a este:

Entendiendo Cómo Funcionan Los Rangos

Nota que este rango implica que tu oponente está aumentando la apuesta en cada mano que planea jugar, lo que significa que nunca se retirará. Es importante formular un rango para cada jugador según sus tendencias específicas. Si el oponente en cambio se retirara en las peores manos de este rango, o si fuera un maníaco que aumenta la apuesta en un amplio rango de manos inútiles, nuestra evaluación de la situación cambiaría drásticamente.

Continuemos con el ejemplo anterior (Recuerda nuestro jugador directo y simple que comenzó la mano aumentando la apuesta). →

Tú tienes un 9s-9c y decides igualar la apuesta

Todos los demás se retiran

El flop es Kc-8d-5s.

Tu oponente aumenta $10 sobre el pote de $15 existente

Supón que sabes que a tu oponente le gusta continuar apostando durante el flop en todas las posibles manos en las que haya apostado antes - de forma tal que no puedas reducir su rango en absoluto. Contra jugadores que apuestan en unas manos y se mantienen en otras, dicha acción te dará información, permitiéndote reducir el rango.

Utilizando una calculadora de equidad de póquer, podrás darte cuenta de que tu 9-9 ganará en el 46% de los casos contra ese rango asumido, aún cuando hay un Rey en el flop.

(Nota: Todos los porcentajes en este artículo son encontrados utilizando una calculadora de equidad de póquer gratuita.)

Aun cuando estás "atrás" en este momento, igualar la apuesta es la jugada correcta dadas las probabilidades de pote que tienes. Tienes que igualar los $10 para ganar el pote de $15, además de ganar la apuesta de $10 de tu oponente, además de ganar los $10 que tú estás colocando, significando que sólo necesitas ganar en 10/35 = 29% de los casos.

Sabiendo que tienes la mejor mano en el 46% de los casos, y sólo necesitas ganar el 29% de las veces, deberías igualar la apuesta. Es importante que te des cuenta de que no estamos igualando la apuesta porque "pusimos al oponente en A-Q", como la mayoría de los principiantes hacen. Tampoco estamos retirándonos porque "creemos que él tiene K-Q".

Ajusta Tu Rango Basado en la Tendencias de Tus Oponentes

El turn es (Kc-8d-5s)4c

Supón que sabes que tu oponente juega muy directamente en el turn y en el river, apostando cuando creen que tienen la mejor mano y pasando cuando creen que tienen una mano marginal o nada. Si tu oponente apuesta, deberías retirarte ya que esa apuesta reduce el rango hacia los mejores pares y la mejor mano.

Ya que no podrías igualar alguno de los mejores pares, tienes una retirada fácil Incluso si tu oponente tuviese color o algunos pares intermedios, de todas maneras tendrías una retirada fácil ya que también perderías contra la mayor parte de ese rango. Tendrías sólo un 4% de probabilidades de ganar si te enfrentas a una apuesta en el turn, lo cual no es suficiente para justificarlo. El rango de apuesta del turn de este oponente difícilmente sea este:

Si al contrario tu oponente pasa, puedes dejar todos los mejores pares y las mejores manos fuera del rango. Te quedarán todas las peores manos y contra ese rango ganarás en un 69% de las veces.

El rango para pasar el turn de este oponente difícilmente sea este:

Date cuenta de que si bien hay algunas manos en el rango de tu oponente contra las que perderías, tales como Q-Q, J-J, y T-T, puedes ganarle a la mayor parte. Una vez que tengas el rango de tu oponente derrotado, y si hay numerosas cartas para el river que podrían volver tu mano mucho peor, tales como algún As, Reina, Sota o Diez, entonces debes apostar.

En esta situación, deberías apostar aproximadamente $18 en el pote de $35. El tamaño de esta apuesta le dará a tu oponentes unas probabilidades de pote incorrectas para igualar cualquier mano que no tenga pares mientras las ata con cualquier par maginar con el que apuestes. Además, cuando ellos te hagan apostar, no perderás demasiado dinero. Apostar en grande en esta situación sería un gran error ya que tu oponente solo igualará en el caso de que te pueda derrotar con ese turn. Siempre asegúrate de darle a tu oponente una oportunidad realista de cometer un error.

Pero por supuesto, el póquer no siempre es así de simple. En esta situación, los oponentes más fuertes habrían elegido pasar todo su rango durante el turn. Date cuenta de que si el rango de pasar de turno en el turn es exactamente el mismo que el rango de apuesta posterior al flop, el cual a su vez en el mismo que el rango de aumento de apuesta anterior al flop, entonces tú tendrás la mejor mano el 50% de la veces en el turn, colocándote en un punto marginal.

En este punto, el pasar hace a tu oponente alguien difícil contra quien jugar. Además, si apuesta en el turn en todo su rango, también tendrás una decisión difícil.

Coloca a Tu Oponentes en Situaciones Difíciles 

Es importante colocar a tus oponentes en momentos difíciles haciendo tu rango lo más amplio como sea razonablemente posible. Esto puedes lograr al jugar durante largos períodos del juego de la misma manera. Un clásico error de principiantes es aumentar la apuesta en hasta 3 ciegas grandes antes del flop con todas sus manos jugables, además de exactamente J-J y T-T para las que optan por elevar éstas por hasta 5 ciegas grandes. Los oponentes que observan se darán cuenta de que cuando aumenten a 5 ciegas grandes, pues tendrán exactamente J-J o T-T, haciendo increíblemente fácil jugar contra ellos.

Otro típico error que los principiantes comenten es realizar una apuesta después del flop en todas sus manos, además de las manos que son absolutamente las mejores. Los oponentes se darán cuenta de que cuando apuestan, no tienen las mejores manos posibles, debilitando drásticamente su rango de apuesta posterior al flop y reforzando su rango de pasar. Nota que esta falla es fácilmente arreglable al pasar tanto para tus mejores como tus peores manos. Esta estrategia mantendrá tanto tu rango de apuesta como tu rango de pasar razonablemente fuertes. En el póquer, raramente querrás tomar una acción que sea extremadamente fuerte o extremadamente débil.

Una vez dicho todo esto, si tus oponentes son inconscientes de lo que estás haciendo y simplemente juegan sus cartas de una manera abierta, "proteger" tus rangos al mantenerlos razonablemente fuertes es por lo general un ajuste innecesario. Si a tus oponentes sólo les importa sus propias dos cartas, simplemente juega una fuerte, simple y agresiva estrategia y derrótalos.

En cualquier caso, en la medida que asciendas en el juego y juegues contra una oposición más dura, los conceptos de colocar a tu oponente en un rango y ocultar el tuyo se vuelve algo vitalmente importante.

Asegúrate de leer mi próximo artículo en el que discutiremos cómo evitar que el inclinar y detener sea orientado a resultados.

¿Te ha parecido interesante?    

Gracias por ayudarnos a mejorar